July 29, 2007

Erratas de una escritora

Entre desvelos te vi,
entre sueños te encontré.

Al amanecer te perdí,

por la tarde te bese.


Divago entre esas palabras escritas con las lágrimas de tus ojos y la sangre de tus labios. Me olvido de quién eres, me despojo de tu perfume con el aroma del té que tanto te gustaba tomar, mientras tu vieja máquina de escribir plasmaba en el papel tus poemas y tus novelas. Tus manos eran delicadas, pero jamás tocaron las mías, siempre estaban ocupadas con las teclas de esa infernal máquina de escribir, o acariciando un lápiz o una pluma. Siempre vestías bien, tus vestidos largos y de tonos oscuros eran motivo de halagos en las reuniones a las que gustabas ir, Siempre tan refinada, tan culta, tan elegante, siempre tenías algo que decir al que te pedía consejo, tu elocuencia revestía tus palabras. Pero nunca te diste cuenta que había alguien que te necesitaba, que añoraba una palabra de aliento de tu boca, jamás me diste la oportunidad de pedirte un consejo. Odiaba esas reuniones, nunca estabas a mi lado, preferías regalar tus sonrisas a unos hipócritas que no te valoraban, estrechabas su mano con candidez, cuando sólo querían presumir que hablaron contigo, mientras yo te esperaba sentado en la orilla de la cama, solo, como todas las noches, como todos los días, como toda la vida. Los años han pasado y la huella de tu soledad sigue presente en mí, mas creo comprenderte. Eras perfecta, tan bella y elegante, tan fina, una ferviente escritora, nadie te dijo como regalarme cariño. No te culpo, sabías como expresar el amor en tus versos hermosos, sabías dar cariño en tus libros, pero nunca supiste entregarme ese cariño a mí tu mayor admirador, tu hijo. Ahora sólo tengo esas letras, donde divago para recordarte y sentir tu calor de madre.

9 Comments:

Blogger fantasía said...

¿Qué puedo decir? Lo has contado tan bien que he podido "sentir" cada palabra escrita...
No es fácil el papel de una madre ni menos difícil el del hijo. A veces cuesta encontrarnos...
Te dejo un besito comprensivo

3:30 PM  
Blogger venus said...

me has dejado sin palabras.... el amor de una madre (de mi madre)... simplemente puedo decir que no le conozco... no conozco su caricia de ternura y su comprensión.... me has dejado sin palabras... pues me has hecho llorar

simplemente
gracias por expresarlo de esa manera

besos

4:11 PM  
Blogger mar said...

QUE BONITO!!!!!has hecho que me emocione...gracias por dejarnos leer algo tan bonito.
Un besito.Mar

4:34 PM  
Blogger Pola said...

Pocas cosas he leído últimamente que me hayan llegado. Y es algo que extrañaba. Muy bellas aunque tristes palabras.

Un abrazo.

5:04 PM  
Blogger Nadia said...

me gusta :D ya se por eso estamos como estamos por las trabas ke nos ponen pero bueno algun dia hare lo necesario para superar esto te voy a linkiar se me estaba durmiendo y tu no me decias nada!!!! bueno ke tengas bonito dia!!

8:55 PM  
Blogger Sphoenix said...

Una especie de Ubi Sunt?

Digo, porque uno recuerda a la otra persona como para recuperarla.

Cuando me sucedió algo similar, un conocido me decía si más que dejar ir a una persona, más bien se trataba de acostumbrarse a tenerla ausente.

Saludos!

Sergio.

10:09 AM  
Blogger Sebastián Alvarado Vergara said...

This comment has been removed by the author.

1:28 PM  
Blogger venus said...

que decirte ante tantas palabras hermosas que salen de tus manos... de tus pensamientos al visitar mi habitacion.... tan solo gracias por visitarme... por estar alli simplemente

besos

1:49 PM  
Blogger Meridiana said...

Ay las madres, las madres! y las que escriben, que rollo para sus hijos no?
Es que a veces la palabra es tan fuerte, es un mundo de un brillo feroz y peligroso.
Por suerte esta ese cordel, en mi caso al menos, por suerte está el hijo allí como una luz tibia.


Saludos
Lilián

3:38 PM  

Post a Comment

<< Home